Reflexiones después del eclipse de sol 2010

Hace ya más de tres meses desde que observé el eclipse total de Sol de 2010 en la Isla de Pascua. Ha sido, hasta la fecha, el mayor espectáculo que he podido disfrutar y, aunque el tiempo pasa demasiado deprisa, todavía recuerdo todo como si hubiera sido ayer. La angustia por el mal tiempo los días antes del eclipse, los nervios, la ilusión, la alegría, los gritos de la gente cuando se alcanzó la totalidad, los aplausos, flashes y abrazos que recorrieron la explanada y, sobre todo, la emoción, muchísima emoción. Un espectáculo que sólo los que ya han visto un eclipse total de Sol son capaces de entender, no hay nada que se pueda comparar a estar en un lugar remoto del mundo bajo la sombra de la Luna. Una vez que lo pruebas ya no puedes olvidarlo y las ganas de ver otro y otro son insaciables. Todos los eclipses comparten esa misma magia que envuelve al mayor de los espectáculos de la naturaleza pero cada uno es diferente.


Este fin de semana he vuelto a ver las fotos del viaje, del eclipse, los videos y las crónicas de los compañeros y, he de reconocer, que se me han puesto los pelos de punta más de una vez, y más de dos. En esta ocasión, os traigo las fotos y videos de Myriam y Ángel, unos de los compañeros de aventura, con los que compartí los cinco minutos más espectaculares de mi vida. Gracias a Ángel por dejarnos observar  por sus prismáticos gigantes durante todo el eclipse, incluso durante la totalidad. Tengo grabada a fuego en mis retinas la imagen de la corona solar durante la totalidad con esos prismáticos y no se me va a quitar de la cabeza en muuucho tiempo. Gracias por compartirlo con nosotros.


En este hilo del foro hubble podéis ver una selección de las fotos y una pequeña crónica del viaje.

En su galería de Picassa se pueden ver todas las fotos del viaje, aunque no coincide exactamente con el itinerario que seguimos nosotros.

Y aquí y aquí podéis ver los dos videos del eclipse. Salgo yo por ahí con un polar azul claro en los dos.El primer enlace es un video del ambiente en la explanada de Ahu Tahai, lugar desde donde observarmos el eclipse. El segundo es el video durante la totalidad, con el que se me han puesto los pelos de punta varias veces. Es impresionante ver el ambiente, la oscuridad, los gritos de la gente... uuff... echadle una vistazo vosotros mismos:



Recuerdos inolvidables, sin duda. Nos vemos en la próxima!

Posted by Roberto | en 9:00

1 comentarios:

Carlos Di Nallo dijo...

Gracias Roberto por compartir esta cronica aqui y revivir maravilloso momento!

Saludos